8 abr. 2011

Muerte y resurrección de The Punisher en el cine


Como señala el crítico cinematográfico Vern, el Castigador es el único personaje de cómic del cual se han hecho tres películas distintas con tres actores distintos y con estilos y tonos distintos. Es decir, cada nueva película empezaba de cero sin considerar las anteriores. Creo que la razón de ello es que el Castigador es un personaje de cómic complicado en el sentido de que sus intenciones y naturaleza hacen que sea difícil crear historias realmente interesantes que no resulten repetitivas.

PERO, ¿QUIÉN DEMONIOS ES THE PUNISHER?
Frank Castle alias el Castigador (The Punisher, en inglés), creado por Gerry Conway (al cual nunca se le acredita el mérito ya que lo hizo en una época en la cual las editoriales se quedaban con todos los derechos de los personajes), apareció por primera vez en el número 129 de Amazing Spiderman que data de febrero de 1974, publicado en el número 23 de Biblioteca Marvel: Spiderman, cuando era editada por Forum (luego los derechos de la Marvel de publicación en España fueron recuperados por Panini). Ya desde el principio resulta un personaje ambiguo, originalmente es un villano que intenta matar a Spiderman. Sin embargo, luego descubre que ha sido engañado por el Chacal, que le había hecho creer que Spiderman era un criminal.

A partir de entonces el Castigador fue apareciendo en las páginas de la serie de Spiderman, que siempre intentaba evitar que Frank Castle ejecutara criminales a granel. El personaje se hizo bastante popular entre sus lectores, para al cabo de un tiempo caer en el ostracismo y no es hasta que Frank Miller, en su etapa en Daredevil, lo rescata del olvido que empieza a convertirse en un personaje realmente popular. Es durante los ochenta que el Castigador disfruta de una mayor popularidad, llegando a encabezar tres colecciones distintas y diversos especiales.

Sin embargo, al terminar los ochenta y entrar en los noventa, el Castigador entra de nuevo en decadencia, igual que el cine de acción cargado de testosterona popular durante los ochenta, y aparte de alguna miniserie interesante como Punisher: P.O.V.  de Jim Starlin (guion) y Berni Wrightson (dibujo) publicada a principios de los noventa, las historias se hacen bastante mediocres. Esto llevará a la cancelación de las diferentes colecciones por bajas ventas y a que el personaje caiga de nuevo en el ostracismo.

Esto demuestra que el Castigador necesita guionistas de talento que sepan hacer de él un personaje interesante y no un vigilante enloquecido más.

A finales de los noventa, Marvel empieza a publicar el sello Marvel Knights. Bajo esta cabecera se publican personajes que habían caído en decadencia con la intención de rescatarlos y devolverles la gloria. Uno de los primeros en aparecer con esta nueva cabecera es Daredevil, en una interesante miniserie escrita por Kevin Smith y que luego generaría una de las mejores épocas del héroe ciego contando con grandes guionistas como Ed Brubaker y Brian Michael Bendis. Otros personajes rescatados fueron la Viuda Negra y, por supuesto, el Castigador.

En 1999 se publica en España Punisher: Purgatorio, un tomo que recopila la miniserie en la cual Christopher Golden y Tom Sniegoski, en el guion, y Berni Wrightson, en el dibujo, intentaron de nuevo rescatar a Frank Castle del olvido. Sin embargo fue una serie extremadamente polémica ya que en ella Frank Castle está muerto y vemos que se ha convertido en un vengador de ultratumba con acceso a infinidad de armas celestiales. La idea no gustó nada de nada a los fans, aunque admito que a mí me hizo bastante gracia, y tras sólo otro especial, coprotagonizado por Lobezno, la idea fue abandonada completamente.

En el 2000 se publica una nueva maxiserie de 12 números protagonizada por el Castigador, esta vez con el mismo equipo creativo de la fantástica Predicador: Garth Ennis (guion) y Steve Dillon (dibujo). Ennis vuelve al Castigador clásico en una serie que hace gala de la ultraviolencia y el tono humorístico grotesco que caracterizan al  guionista irlandés. Esta maxiserie fue luego seguida de otra miniserie con el mismo equipo para luego terminar con esta linea paródica en La conjura de los necios (publicada recopilada en un tomo en España) de nuevo con Ennis en el guion, pero con John McCrea en el dibujo. Esta última miniserie sigue el mismo tono humorístico de las anteriores, sin embargo, cuando a Ennis  le encargan hacer una serie regular protagonizada por el Castigador, se da cuenta de que no puede seguir usando el tono paródico empleado hasta entonces y hace un cambio radical de tono y estilo, sin abandonar la ultraviolencia, que inaugura la línea Marvel Max, dirigida a un público adulto (lo que en Estados Unidos significa palabrotas, desnudos y violencia más gráfica), con una serie que contiene historias más serias y dramáticas. Este nuevo entendimiento del personaje cristaliza a la perfección en Nacimiento, una miniserie publicada aquí en tomo, en donde Ennis recrea y reinterpreta Frank Castle desarrollando el origen de su posterior transformación en vigilante vengativo en la guerra de Vietnam.

Para el fan del personaje de cómic, este breve recorrido habrá resultado muy superficial. Es cierto, y ello se debe a que mi interés por los cómics del Castigador sólo se despertaba cuando algún artista que me gustaba se ocupaba del personaje, como Berni Wrightson o Garth Ennis, y sólo he sido lector casual de sus colecciones.

CASTIGADOS EN EL CINE
Como mencionaba al principio, la trayectoria cinematográfica del Castigador en el cine ha sido casi tan accidentada como su trayectoria editorial. A continuación, las tres películas que se han hecho hasta ahora con el personaje.

Vengador (The Punisher, Mark Goldblatt, 1989): Parece que los distribuidores españoles desconocían que el Castigador se publicaba en España a juzgar por el título que le pusieron a la película. The Punisher de Goldblatt tuvo bastante mala suerte en su distribución y difusión, así como problemas con la censura allí donde se estrenó. Esta producción rodada en Australia fue protagonizada por Dolph Lundgren como Frank Castle alias "el Vengador". La película contó con un guion de Boaz Yakin  que nos presenta a Punisher in media res, dedicado desde hace algún tiempo a masacrar mafiosos. Castle es convertido en ex policía, siendo su antiguo compañero Jake (Louis Gossett Jr.) el que está encargado de la fuerza policial cuya misión es atrapar a Punisher. La fuerza la componen Jake, ya que todo el mundo cree que Castle está muerto, y su nueva compañera Sam (Nancy Everhard). Los villanos son los mafiosos que dirige Gianni Franco (Jeroen Krabbé) y la yakuza que dirige Lady Tanaka (Kim Miyori).

La película disgustó a los fans, ya que Punisher no lleva su característica calavera a pesar de usar parecido vestuario negro. No lleva la calavera por decisión de los cineastas que no querían poner al protagonista en un traje al estilo del típico héroe de cómic. Goldblatt es un excelente editor especializado en escenas de acción, así que ese aspecto de la película está bastante conseguido.

La verdad es que me había olvidado completamente de esta película, hasta que fue comentada en el post de Masters del universo por Javi y Dr. Gonzo. Poco después me puse a rebuscar entre mi colección de cintas de vídeo, ya que me sonaba haberla visto grabada. Efectivamente, la grabé de Antena 3 cuando su logo era a3. Por lo tanto, al volver a ver la película para este post no lo hice en las mejores condiciones: mala calidad de imagen y pésimo doblaje. Ahora puedo disfrutar de la película en la edición alemana de 1 Blu-ray y 2 DVDs que incluye la versión del director sin censurar y el workprint, lo que ha motivado que reescriba esta parte del artículo, ya que originalmente no era muy positivo. Sin embargo, hoy día, en una prístina versión con toda la violencia y la sangre intacta, disfruto enormemente de esta película como lo que es: una cinta de acción ochentera pasada de vueltas. El reparto está bastante bien, en especial Krabbé como mafioso italiano (!) y Gossett Jr. como el ex compañero de Castle. Lundgren hace un papel correcto dentro de sus capacidades.

El resultado final no se aleja demasiado de películas como El exterminador (The Exterminator, James Glickenhaus, 1980) (siendo ésta más memorable con su vengador lanzallamas en ristre). La historia es simple pero se ejecuta de forma interesante, gracias al ritmo rápido y la constante acción. No es la mejor adaptación que se ha hecho del personaje, pero desde luego es de las más entretenidas.


The punisher (El castigador) (The Punisher, Jonathan Hensleigh, 2004): La producción de esta película fue algo problemática, pero a pesar de sus fallos el resultado final me gustó. El principal problema de la película fue el limitado presupuesto, que obligó a eliminar escenas que no se pudieron filmar y a trasladar el rodaje de la película a Tampa, Florida, lejos del ambiente urbano habitual del Castigador, y la tensión entre lo que quería hacer Hensleigh y lo que quería el estudio.

Hensleigh tenía la visión de hacer una película que fuese un homenaje al cine de venganza de los setenta y las películas con Clint Eastwood y Charles Bronson, con referencias a Mad Max: Salvajes de la autopista (Mad Max, George Miller, 1979) y aires de spaghetti western. Pero el estudio quería hacer algo en la línea de la primera maxiserie que había escrito Ennis y utilizar el mismo tono paródico exagerado. El resultado final es una mezcla de ambos tonos, lo que proporciona algunos momentos divertidos pero le resta algo de sentido épico.

Me gustó, eso sí, el exceso del que se hace gala en varios momentos. Por ejemplo, el hecho que la familia mafiosa de Howard Saint (John Travolta) mate a toda la familia de Frank Castle, no sólo a su mujer e hijo, también a su padre, madre, abuelos, primos, tíos... Todos masacrados. El tiroteo/masacre final también está bastante conseguido, así como la sibilina manera en que Punisher (Thomas Jane) va destrozando la familia Saint que va más allá de usar armas a tutiplén. Hensleigh, además, adaptó dos historias del Castigador: Punisher: Year One, de Dan Abnett, Andy Lanning (guion) y Dale Eaglesham (dibujo), y la anteriormente mencionada maxiserie de Garth Ennis y Steve Dillon, acercándose bastante al personaje del cómic, aunque nunca tanto como para considerarla una adaptación fiel.

La película se planteó como la primera de una futura franquicia que nunca se realizó. Thomas Jane hace un buen papel como Punisher gracias a su talento interpretativo. Jane era fan del personaje y su intención era seguir interpretándolo, pero continuos retrasos para hacer la secuela y los cambios de guion hicieron que finalmente abandonara al personaje. El director también expresó, en el comentario del DVD, su deseo de poder hacer una película del Castigador con un mayor presupuesto que le permitiera rodar en un ambiente urbano más propio del personaje.

Todas estas intenciones se quedaron en nada. Si bien la película no fue un fracaso, no fue muy bien recibida por los fans, esta vez por el hecho de transcurrir en Tampa. Existe una versión extendida: incluye el prólogo que no pudieron filmar por cuestiones de dinero en una versión animada y la subtrama del amigo traidor que no resulta especialmente interesante ni cambia la visión de la película, pero es una curiosidad para los fans.



Punisher: War Zone (Lexi Alexander, 2008): La hasta ahora última aparición del Castigador en el cine, no dudéis  de que volverá a aparecer en el futuro, tampoco satisfizo a los fans y tuvo una recepción fría en taquilla debido a la gran cantidad de críticas en contra, de ahí que en España se estrenase directamente en DVD.

Y al parecer es en el formato doméstico que la película ha encontrado a su público. Yo mismo, cuando vi la carátula con un adhesivo indicando: "esta película contiene imágenes que pueden herir la sensibilidad del espectador", pensé que sería interesante de ver. Obviamente, el adhesivo no era más que una maniobra publicitaria, ya que la edición en DVD y Blu-ray es la versión unrated, es decir: sin pasar por la censura americana.

Esta vez Ray Stevenson es Frank Castle, el Castigador. Ciertamente, el actor da el tipo físicamente y en cuanto a talento interpretativo tampoco está mal. Es mejor que Lundgren, desde luego. Por una vez, en esta ocasión, el Castigador se enfrenta a un villano salido del cómic: Puzzle (Jigsaw en inglés), encarnado por Dominic West. También hay que mencionar la aparición de Doug Hutchinson, como el hermano loco de Puzzle, que en la serie Expediente X interpretó a Tooms, otro personaje con afición al canibalismo, así que debe ser algo en que se debe haber especializado Hutchinson.

La película es un desmadre tremendamente entretenido, gracias a la gran cantidad de violencia desmesurada y absurda que la directora Alexander (campeona mundial de karate y kickboxing) sirve con mucha alegría. También resulta interesante el conflicto moral que se le presenta al Castigador cuando por accidente mata a un federal encubierto creyendo que era un mafioso más y decide proteger a la familia del agente. Una historia que recuerda a las clásicas tramas del heroic bloodshed que con gran gusto nos ofrecía el cine de Hong Kong.

La verdad es que disfruté bastante de la cinta, me resultó tremendamente entretenida por su total desprecio por cualquier tipo de realismo. Al fin y al cabo, si quiero realidad me asomo por la ventana y punto. Pero el cúmulo de despropósitos (en el buen sentido) hace que sea un título a considerar por los aficionados al cine más bruto y con su punto de demencia.

El Castigador, sin embargo, sigue sin protagonizar esa gran película que lleve toda su mística al cine. El problema es el mismo que tiene en el cómic, un personaje cuya sencilla naturaleza (un hombre obsesionado con masacrar criminales) hace que sea difícil hacer algo que sea interesante o diferente, a no ser que tengas el talento de Garth Ennis.

9 comentarios:

Javi dijo...

Si puedes pásate por mi blog y lee la entrada MEME! porque te he nombrado.

Dr. Gonzo dijo...

ayy, el castigador. Mi punto débil.
Mira que a mi Marvel me la suele traer floja, pero Punisher me encanta, quizá porque soy fan de los personajes justicieros de moral ambigua.

De los comics me quedo con linea MAX, que bajo mi punto de vista es el Punisher perfecto.

Sobre las películas, me quedo con Vengador, que no entiendo por qué fue repudiada por los fans cuando es una película que retrata perfectamente al Punisher de aquellos años. Vale, no lleva la calavera, a mi tampoco me gusta eso, pero la película me parece muy digna.

Punisher, la de Thomas Jane, tengo que volver a verla, pero vamos, no me entisiasma demasiado. Veo a un Frank Castle algo moña y demasiado políticamente correcto.

Punisher: War Zone es hasta ahora la película mas fiel a la serie MAX, y por tanto, es mi favorita. Esa una fantasmada bastante cutre en efectos especiales, pero aún así agradezco el gore y la violencia que posee. Igualmente la película es un quiero y no puedo, con escenas supuestamente impresionantes que lo único que hacen es el ridículo.
No soy seguidor de la VOS, pero en este caso debo admitir que el doblaje es un putíiiiiisima mierda que llega a dar vergüenza ajena durante casi todo el metraje.

Así que estoy de acuerdo contigo Raül, aún no se ha hecho una película decente con este personaje, y mira que da juego, pero nada...

Raül Calvo dijo...

Javi, ya te he contestado así que no hace falta que leas esto.

Dr. Gonzo, si te gustó Vengador, El Exterminador, El Exterminador 2 y Vigilante puede que también te gusten si no las has visto ya.

Dr. Gonzo dijo...

Vigilante si la he visto, y me gustó mucho, como todo lo que hace William Lustig.

El Exterminador es la que no conozco.

Javi dijo...

La de Lundgren no me convenció prácticamente nada, me parece muy de teleserie años 70, principios 80… hombre! Tiene su encanto, pero es un encanto que viene por la nostalgia, nada más. Pero la de Thomas Jane sí que me pareció una buena peli de acción y venganza. Muy acertada, Raül,tu comparación con las pelis de Cllint Eastwood y Charles Bronson de los 70 sobre la venganza y una cierta estética y esencia de Mad Max; o sea: tiene mucho del Espíritu del cómic, y en este caso, de los superhéroes, aunque el personaje no sea exactamente un superhéroe en el sentido fantástico del término. Muy buena entrada, Raül.

Danger Rashziel dijo...

He disfrutado leyendo este artículo, es de mis personajes Marvel favoritos y las peliculas que se han enumerado tiene cada cual su encanto (La ochentera también, teniendo en cuenta la época y el cine que se hacia). Respecto al trabajo de Thomas Jane, te dejo una joya que encontré en Youtube, un fan-film bastante B-R-U-T-A-L (El que avisa no es traidor...) en que el bueno del actor nos interpreta a su personaje favorito ^^. De Fan a Fan :P http://www.youtube.com/watch?v=5WUIjtEH_fk

Raül Calvo dijo...

Danger, este vídeo también lo puse en el blog, hace un tiempo. Creo que sale en la etiqueta "venganza" o "adaptaciones cómic". Ojalá le dieran luz verde a Jane para hacer otra peli de El Castigador.

sofia martínez dijo...

Excelente post, la verdad es que sinceramente no soy fan de este tipo de películas pero El castigador me ha gustado mucho y la he disfrutado a través de Online hbo. Además es ideal para cualquier público. de

Raül Calvo dijo...

Cualquier público que disfrute con sus dosis de acción y violencia, claro! :D

Publicar un comentario